En la primera estación de tren al cruzar la frontera se encuentra nuestro primer destino, la zona de escalada de Perlis. ¡Sorpresa! El tren no para, e impotentes, vemos pasar el andén y la colina de roca caliza a través de nuestra ventanilla. En el solitario parking bajo el sol abrasador, dos mujeres se acercan a nosotros y se ofrecen a llevarnos al pueblo más importante de la región. Allí encontraríamos alojamiento y quizás algún medio de transporte para poder ir a escalar. Y así es como acabamos en Kangar, un pequeño pueblo donde solo vimos diluviar y fue imposible encontrar un medio de transporte para ir a escalar.

Viendo lo visto, decidimos viajar directamente a Kuala Lumpur para reunirnos con un viejo amigo. Kian nos enseñó esos lugares que no visitan los turistas, donde no comen los turistas, donde solo puedes llegar con alguien local. Pero también nos llevó a las Torres Petronas. Nos impactaron tanto; su altura, su diseño, su brillo… No podíamos dejar de mirarlas y menos, pasar la oportunidad de subir a lo más alto de ellas para ver al atardecer en Kuala Lumpur y alrededores.

Malasia es un destino el cual se me había resistido varias veces estando ya muy cerca de la frontera. Y esta, la tercera vez que lo intento y al fin consigo cruzar su frontera, una urgencia nos hace tomar el primer vuelo a España ¡No podíamos creerlo! Unos días después volvemos a Kuala Lumpur con la misma ilusión que cuando la dejamos.

Malasia 2015 (0011)-1

Malasia 2015 (0059)-1

Malasia 2015 (0049)-1

Tras varios intentos, conseguimos llegar a la cercana zona de escalada de Batu Cave. El calor es insoportable. Creemos que es imposible escalar así pero los escaladores locales nos demuestran que si. Fue increíble ver como escalaban a pleno sol con una sensación térmica de unos 46ºC, sobre todo a las chicas, totalmente tapadas con los “hijab”.

Malasia 2015 (0063)-1

Malasia 2015 (0066)-1

Escalada en Batu Cave-Dad News 6a (Damal wall)-1

Cameron Highlands es un respiro del sofocante calor de Kuala Lumpur. Alojados en una pequeñísima habitación aguardillada, dormimos apaciblemente tapados con una manta mientras oíamos la lluvia caer sobre el tejado. Durante el día, subimos colinas y paseamos entre plantaciones de té. Éste, es unos de los paisajes más bonitos que hemos contemplado hasta ahora por sus formas, texturas y ese color verde brillante que no tiene descripción.

Malasia 2015 (0104)-1 Malasia 2015 (0108)-1

Malasia 2015 (0117)-1

En la isla de Penang disfrutamos varios días en George Town, de la excelente comida y del arte callejero, que a revolucionado la ciudad en los últimos años. Convertimos en un gran juego caminar por las calles con nuestro mapa de murales. Mirando arriba, abajo, a los lados, rebuscando en todos los rincones, callejones… En cualquier lugar podía haber escondido un pequeño o gran mural esperándote.

Malasia 2015 (0125)-1

Malasia 2015 (0134)-1

Malasia 2015 (0161)-1

Malasia 2015 (0162)-1

Las islas Perhentian son uno de esos paraísos en los que la gente se imagina cuando tienen un día duro en la oficina. Aguas transparentes y calientes como nunca habíamos imaginado, corales y peces de todos los colores y tamaños… ¡Que ilusión la primera vez que nos encontramos a “Nemo” en su anémona! Han sido unos días inolvidables en nuestro bungalow de madera sobre el mar. Cada día una excursión en busca de nuevas playas donde explorar el fondo marino. Bucear allí es como estar sumergido en una pecera gigante.

Malasia 2015 (0178)-1

Malasia 2015 (0229)-1

Volvemos a tierra en busca de más acción. Cherating es uno de los spots más famosos de Malasia para el surf. Pero el mar amaneció plano, “No wave now my friend, only monsoon season”. Vaya, ¡que chasco! Rápido encontramos que hacer. En las playas cercanas desovan las tortugas. En nuestros paseos nocturnos por la playa no conseguimos ver ninguna, pero si algunas recién nacidas y adultas en un centro de recuperación. Y pensando que no había nada más que hacer en este lugar muerto sin olas, vivimos otro de los momentos que llamamos mágicos. Un paseo nocturno en barca río arriba en los manglares, donde miles de luciérnagas pueblan los arboles y sobrevuelan el agua hacia la barca para posarse sobre nuestras manos. Esta imagen no se puede capturar con una cámara. Creo que solo sería posible reproducirlo en una película de Disney.

Malasia 2015 (0232)-1

Malasia 2015 (0234)-1

Malasia 2015 (0236)-1

Malasia 2015 (0238)-1

Tras hacer autostop y un largo recorrido en bus, cruzamos de este a oeste Malasia para llegar a Malaca. Un puerto comercial muy importante en el comercio de las especias, que fue tomado en antaño por portugueses, holandeses e ingleses. Todos ellos dejaron su legado en la ciudad, dotándola de un mix de sus culturas. El ramadán comienza y es curioso ver a la gente esperando en los puestos callejeros una hora y media antes del anochecer, mirando con ansia el plato con dátiles.

Malasia 2015 (0259)-1

Malasia 2015 (0243)-1

Malasia 2015 (0261)-1

Malasia 2015 (0266)-1

Antes de abandonar Malasia, hacemos una breve parada en Genting Highlands (Las Vegas malayas) donde dormimos en el hotel con más habitaciones del mundo, para pasar el ultimo fin de semana con nuestros amigos.

Dejamos Malasia para visitar Singapur muy brevemente antes de partir a Indonesia. Su arquitectura futurística fue una gran despedida de este último mes de viaje por la península malaya.

 

Singapur 2015 (0001)-1

Singapur 2015 (0004)-1

Singapur 2015 (0010)-1

Singapur 2015 (0021)-1